Cómo atraer al cliente foodie

Cómo atraer al cliente foodie

De Postre Marketing

Nadie conoce tu restaurante mejor que tú.

Pero nosotros podemos hacer que marques la diferencia.

Foodies, foodies, foodies… Oímos esta palabra inglesa a menudo, pero ¿sabemos realmente a qué se refiere? ¿Es una palabra más que los jóvenes han incorporado al lenguaje y que a los adultos no nos compete? Bien, en este artículo intentaremos dilucidar la importancia de los foodies para tu restaurante y en nuestra cultura gastronómica.

Introducción

No hace tanto, alrededor del mundo de la restauración, hablábamos de conceptos como crítico gastronómico, ese personaje que calificaba restaurantes basándose en criterios distintos. Sus críticas podían y pueden llegar a ser devastadoras para un negocio o ensalzarlo gracias a ellas y darlo a conocer al mundo entero.

Pero, ¿quién se acercaba a sus críticas? Además del sector, para saber qué hacía la competencia, también aquellos conocidos como gourmands, sibaritas, personas a las que gusta disfrutar de un buen manjar regado con los mejores caldos y, por ende, que se mueve en entornos gastronómicos de no bajo precio.

Críticos gastronómicos y gourmands eran, aunque ya no lo son, los únicos capaces de hundir o engrandecer la reputación de cualquier restaurante o negocio gastronómico. Ahora, tenemos a los  foodies, un movimiento totalmente consolidado, cuyas opiniones cuentan con una gran influencia,

Clientes foddie fotografiando su comida en restaurante

¿Qué es un foodie?

Foodie es una palabra inglesa que en castellano se traduce como comidista. Visto así, parece que se trata de alguien que “come”. El término foodie nace en Estados Unidos, en la década de los ochenta del pasado siglo XX.  A diferencia del goumand que es el sibarita de gusto refinado, el foodie tiene como afición la comida, no solo para su consumo, sino también para su estudio, desarrollando interés por su preparación y con gran capacidad para generar noticias.

Y, recuerda, hoy foodie puede serlo cualquiera, ya no hablamos de personas de alto poder adquisitivo, ni de profesionales pagados por distintas publicaciones para dar su opinión sobre un determinado establecimiento. El foodie, es el que puede acudir a tu restaurante, a tu local, puede venir vestido con pantalón tejano y camiseta veraniega y tener pecas que dan a su rostro un aire juvenil. Tu vecino puede ser un foodie.

¿Por qué ahora nos hemos hecho eco de su existencia?

Foodies, aficionados a disfrutar de un buen yantar (no de finolis) y descubrir cómo prepararlo, los ha habido desde hace décadas, pero jamás como ahora lo han tenido tan fácil para propagar sus gustos y conocimientos. Sí, las redes sociales de nuevo. Ellas son las hacedoras de nuevas profesiones. Ellas son las herramientas necesarias para cualquier foodie que se preste.

En varios posts te hemos hablado de Facebook, Instagram o Tripadvisor que están a nuestro alcance, te hemos recomendado qué hacer con ellas y cómo aprovechar las oportunidades que te ofrecen para promocionar tu restaurante. Pero, como todos sabemos, las redes sociales no se alimentan de la nada, somos nosotros, los seres humanos los que las llenamos de contenidos.

Logo Instagram como red social preferida de los clientes foodie

Los foodies aman las redes sociales. Gracias a ellas pueden enseñarnos a elaborar un plato e incluso decirnos dónde degustarlo disfrutando de una experiencia gastronómica inigualable. Ya no es un crítico al que leían gourmands, gourmets refinados que buscaban experiencias que no están al alcance de todos. Hoy todos acudimos a las redes para informarnos de lo bien o lo mal que está ese sitio al que nos han propuesto ir, y la opinión de un foodie nos puede hacer cambiar de idea.

¿Cómo atraer al cliente foodie?

En primer lugar, piensa siempre en tu local, como en un sitio que quieres que deje huella en todo aquel que se acerque. No pienses solo en los foodies, críticos o gourmands. Piensa en darle a todos tus clientes la mejor de las experiencias que puedas ofrecer. Recréate en tus fortalezas para suavizar tus debilidades y todo irá bien, hasta para el detallista foodie.

Teniendo en cuenta su afición por plasmar todo aquello que les rodea y que está relacionado con la gastronomía, ya sea comida o bebida, no dudes en ver a los foodies como una gran oportunidad para tu restaurante.

Sé original con tus platos y, no nos referimos solo a su presentación, sino también a su creatividad gustativa. Lo primero que hará el foodie es hacer una fotografía que, sin dudar, colgará en sus redes. Lo segundo será que esa instantánea irá acompañada de un comentario elogiando o denostando tu plato.

Originalidad y autenticidad es el objetivo, ya sea con una nueva receta o la reinvención o recuperación de un plato tradicional. Si tu cocina es sencilla, utiliza ingredientes saludables, orgánicos o de cercanía.  

Pero no se trata solo de atraparle por el gusto y la vista. También se trata de ofrecer al foodie una experiencia gastronómica diferente y para ello debes tener en cuenta cada pequeño detalle. El personal y el trato con el cliente, sin duda es fundamental.

Cuanto más preparado esté todo el equipo, mejor atenderá a tu comensal. A todos tus clientes les gustará que el cocinero salga a la sala a preguntar si han gustado sus platos. Presta atención, los comensales que, además de opinar, se interesan por los ingredientes o técnicas usadas en la preparación, seguramente son foodies.

El ambiente que envuelve la experiencia tiene que estar acorde con lo que ofreces. La música, los olores, la carta, los uniformes, la decoración,… todo, absolutamente todo tiene que estar pensado para completar esa aventura gastronómica que quieres que disfruten.

Ni qué decir tiene que cualquier buen yantar, debe ir acompañado de un buen bebercio, también. No descuides acompañar vuestros platos con deliciosas propuestas líquidas que los ensalcen. Un mal caldo, puede arruinar esa delicia que con tanto mimo has preparado en tus fogones. El foodie busca la experiencia total, dásela.

Foodie fotografiando su comida en el restaurante

Y, no olvidemos que el foodie no solo publica en las redes, sino que también las consume. También vuestro foodie acude a ellas para saber qué hacer, adónde ir y dónde poder descubrir y atesorar nuevos contenidos para sus posts. Así pues, cuanto más activos seas en las redes, promocionando tu restaurante, más fácil es que tu futuro foodie llegue a ti. Déjate ver para que te vean, para que se acerquen a atestiguar de primera mano que lo que prometes es real.

Si le gustas, el foodie será un gran altavoz en redes para dar a conocer tu local. No importa dónde lo tengas, ni lo grande o pequeño que sea, lo importante para el foodie es la experiencia gastronómica que le has ofrecido y, como buen aficionado, si la ha disfrutado, no tardará en darla a conocer. Ser el primero en haber descubierto el que será el próximo restaurante de moda, les encanta, también. Pónselo fácil.

Conclusión

¿Amigos o enemigos? Siempre amigos, por supuesto. Pero, no te agobies. Sirve tus manjares, de más o menos complicada elaboración, como siempre lo has hecho.

Mantén tu local limpio, con un buen ambiente que refleje quién eres y qué ofreces, a qué cliente quieres. Pon aquella música que, sin estridencias, acompañe tus platillos. Sonríe y da una sincera bienvenida a tus nuevos comensales ofreciéndoles tu mejor saber hacer con el fin de que se conviertan en clientes fieles; entre ellos puede estar tu foodie.

El foodie no viene a verte solo por llenar el buche, no. El foodie quiere una experiencia todo terreno y eso es lo que debes ofrecerle. Alimenta sus sentidos y él alimentará la curiosidad de sus seguidores explicándoles dónde pueden satisfacer su gusto por una gran aventura culinaria.

Muestra tu restaurante al mundo, a través de los ojos de los gurús culinarios: los FOODIES. Ellos pueden llegar a ser el mejor de tus aliados, haz que jueguen entre tus fogones y cocina para todos cuantos se acerquen a ellos siguiendo sus sabios consejos.

Esperamos que este artículo te resulte interesante y te animes a hacer pequeños ajustes para que tu propuesta gastronómica sea más atractiva para este tipo de comensales. Si les gustas, tienes el éxito mucho más cerca.

Busca en nuestro blog puede que te interese alguna cosita.

Tenemos algunos post que te pueden interesar.